Vender en cinco minutos

Vender en cinco minutos es posible;  el resto del tiempo lo invertimos en presentarnos, crear un ambiente propicio para ofrecer el producto, y a las relaciones sociales puras y duras. Además, la venta presencial y la telefónica parecen cosas muy diferentes pero en realidad una no está tan lejos de …